La Sociedad de la Información: Las TIC.


En esta ocasión, desearía poder escribir sobre las TIC. Las Tecnologías de la Información y Comunicación. Tecnologías que evidentemente nos afecta en nuestro empleo, ya que las necesitamos para llevar a cabo tareas administrativas, de seguridad, comunicación etc.

Evolucionamos al ritmo de las innovaciones tecnológicas, esto nos lleva a un enriquecimiento y progreso del la sociedad en su conjunto. En el pasado, los ciudadanos que accedían al conocimiento e información eran una minoría. Los sabios egipcios al igual que otros anteriores a estos, vieron que su ciencia provocaba risa y burla entre los ignorantes. Además de provocar toda clase de impedimentos, trabas y amenazas respecto a sus actividades. Los estudiosos de la religión saben que las primeras iniciaciones en este campo ven como elemental el secretismo y silencio, así como recogerse en recintos cerrados escondidos al público general como medida básica de precaución.

Pitágoras, pudo ver en Samos (Isla griega donde el sabio nació en el 570 A.C.) que nadie le escuchaba, ni querían hacerlo porque no le entendían y le consideraban aburrido. Hasta la ocasión en que se vió rodeado de sus alumnos en un numero de veintiocho. Lo primero que hizo fue exigirles que guardasen el secreto de los conocimientos que tenían, que no lo contaran a nadie, ni tan siquiera a sus padres ni seres más queridos.

Hoy en día, la información y comunicación está al alcance de todos y en un espacio de tiempo muy corto, whatsapp, internet, correos electrónicos, etc. Y no suele haber muchos miramientos en si aquello que comunicamos, compartimos, etc provoca rechazo o burla entre quienes no están de acuerdo. El conocimiento, las opiniones, la comunicación existe con la fluidez que en épocas pasadas no pudo ser. ¿Qué habría sido de aquellos que en siglos y milenios pasados fueron perseguidos, muchos de ellos asesinados cruelmente como Hipatia de Alejandría y Miguel Servet, si hubieran tenido la oportunidad de crear escuela y difundirla más allá de lo que les dio tiempo? Probablemente viviríamos en una sociedad mucho más avanzada, no solo tecnológicamente, sino más justa y humana.

En la década de los años 60, Marshall McLuhan, definió la idea de globalización a escala mundial, realizando de esta manera un pronostico que a día de hoy vemos que efectivamente se cumplió. Con el sistema operativo MS-DOS de Microsoft e IBM que nos presenta el primer ordenador personal o PC, en 1981, entramos de pleno en el inicio. El concepto de ciberespacio lo introdujo William Gibson en 1984 en su novela Neuromantic, considerada como la obra inicial de la cultura de la realidad virtual.

La sociedad postindustrial de primeros del siglo veinte da paso a la sociedad informatizada, la industria es sustituida por la robotización y automatización de los procesos productivos. Tenemos un claro ejemplo en la gran película de 1936, Tiempos Modernos, del genial Charles Chaplin. Que risas y que sonrisas me he dado viendo esa genial obra del Gran Maestro y si me permitiis un pequeño off topic, ya que hablamos del Gran Chaplin, otra de sus geniales obras que recomiendo sea vista, es su película Candilejas, de 1952. Hasta el cine de hoy ha cambiado con respecto al de antaño, pero claro, es algo obvio, al igual que la música. Bueno, me salgo del tema, retomemos el que nos ocupa.

La legislación siempre va un paso por detrás de las nuevas tecnologías, lo que lleva al legislador a estar en continuo reciclaje para adaptar las leyes y normativas a las realidades actuales de la sociedad y su marco de convivencia y regulación, intentando dar la mejor respuesta posible. Por ejemplo, en España contamos con las normativas siguientes:

Ley Orgánica de Protección de Datos 15/1999, de 13 de diciembre, (LOPD).

Ley de Acceso Electrónico de los Ciudadanos a los Servicios Públicos. 11/2007 de 22 de junio.

Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, 34/2002, de 11 de julio. (LSSI-CE)

Ley de Firma Electrónica, 59/2003, de 19 de diciembre.

Existen medidas básicas que están para una protección en las organizaciones. La seguridad informática depende de la seguridad física, visto que tenemos acceso a los equipos para poder manipularlos, por lo que debemos prestar especial atención al acceso no autorizado a edificios y salas donde existan servidores y equipos. Así como por extensión a interrupciones del suministro eléctrico, temperaturas, humedades, detección de humos, incendios, inundaciones, etc.

Desgraciadamente, en la sociedad humana siempre encontramos gente que intenta aprovecharse del prójimo, y en la inseguridad informática han encontrado un nuevo espacio donde actuar. Intentan asaltar las claves electrónicas de usuario y contraseña de las cuentas bancarias on-line. Recordemos que la entidad financiera jamás contactará con nosotros para verificar nuestros datos.

Como software espía, tenemos varios programas diseñados al efecto, debemos estar atentos, ya que lógicamente no nos avisan de que estamos siendo espiados. Debemos tener un antivirus actualizado así como el software. No descargar nada desde sitios que no ofrezcan confianza.

Cuando creemos una contraseña para nuestras cuentas en nuestros equipos, debemos generar una que su longitud no sea inferior a ocho caracteres alfanuméricos, incluso escribir caracteres especiales del tipo # @ $ & +. Cuanto mayor sea, mayor será la seguridad que nos ofrezca.

Las TIC han posibilitado y llevado a cabo el nacimiento de una nueva sociedad, modificando todo lo conocido anteriormente. En esta nueva sociedad, el conocimiento es precisa y justamente la fuente primera de productividad. Las relaciones económicas se llevan a cabo en tiempo real, apertura de nuevos mercados, vendedores, compradores, proveedores y como no, al igual que tantos otros comunicadores a través de sus distintas plataformas, etc. este humilde bloguero que suscribe, Raúl Barberán, que os da las gracias por seguir mi blog y desde hace poco, mi web, complementando al mismo.

Y por lo tanto, surge un nuevo debate, bueno, de hecho ya ha surgido más de uno y que los compañeros de oficio que me leéis ya sabréis a qué me refiero, a la seguridad y protección en este nuevo mundo. Permitirme en la siguiente reflexión que alego, juntar empleados públicos y privados, salvando lógicamente a cada cual en su ámbito. ¿Qué límites de tolerancia debe tener el legislador, y por extensión al mismo, quienes son herramientas para cumplir y hacer cumplir las leyes ( Jueces, Fiscales, Letrados y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad públicas y privadas ), por estar estos últimos, nosotros, a la hora de definir qué es lo que pertenece a la esfera privada y cómo proteger la vida privada ( tanto en el ámbito doméstico como en los servicios privados ) donde la seguridad privada presta sus funciones, ante los peligros surgidos con las nuevas tecnologías? Nacen nuevas alarmas.

Raúl Barberán
Formador en Seguridad Privada
Director de Seguridad y Jefe de Seguridad

Share

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.